5 may. 2010

Fuego camina conmigo

Ayer reuní el valor suficiente para luchar contra los elementos y me aventuré hacia el super. Es increíble como los instintos primarios (el hambre en mi caso) pueden hacer que superes las más tediosas trabas: lluvia, viento, frío, legiones de paraguas asesinos, marujas con carritos tuneados dispuestas a sacarte el bazo si te atreves a coger la última barra de pan recién horneada....

Después de enseñar los dientes, cual perra rabiosa, a un grupo de "amables" conciudadanos conseguí una cesta de esas con ruedas. En principio estas cestas tienen cuatro ruedas. La mía tenía tres... no os cuento lo que me costó domarla...

Agua, leche, detergente, cereales, yogurt, manzanas (qué cara está la merluza... paso) huevos, piña en lata, dos botes de judías verdes, uno de champiñones, pan tostado, pasta de dientes y...¡uy!...¿han sacado una crema reductora efecto calor? ¿la compro? ¿no la compro?... es marca blanca...

Y fue entonces amigos cuando me visualicé... visualicé una esbelta figura sin necesidad de esclavas dietas y esfuerzo físico... marca blanca ... seré la Carmen Lomana de los cosméticos (ella mezcla un Zara con un Chanel y yo una Vichy con un Deliplus ¿qué pasa?)

Llego a casa. Me embadurno bien de crema reductora. Abro un yogurt. Cinco minutos después noto cierto picor. Leo el prospecto... es normal. Diez minutos después el picor es insoportable y el cuerpo me arde. Vuelvo a leer el prospecto... sí, sí, debe ser normal "la sensación de calor es distinta según el tipo de piel" (dice textualmente el folleto). Quince minutos después corro a lo bonzo por mi casa y me meto en la ducha.

Nunca pensé que la expresión "efecto calor" tuviera un sentido tan literal.

quien coño me mandaría a mi...

4 comentarios:

  1. Nooooooooooooo! Es que, hija mía, una cosa es comprar leche Hacendado y otra atreverse a ponerse cualquier producto Deliplus en nuestras sensibles y delicadas pieles...

    ResponderEliminar
  2. ay monchi... ni te imaginas que ronchones!!!!

    ResponderEliminar
  3. jajajaja!!!! hija para estar guapa hay que sufrir... o que te creías tú?

    ResponderEliminar